top of page
  • Miguel Angel Cardona

Todo es ejemplo

Leí una frase que de inmediato me hizo ruido: "Me pagan por dar consejos, no por dar ejemplo". La frase refiere la incongruencia de un médico que no cuida su salud pero pide a otros que sigan sus prescripciones. Creo que este corto circuito puede surgir en cualquier profesión y momento de nuestras vidas.

No podemos y no debemos olvidarnos que nuestro ejemplo lo es todo. Nuestro nombre y reputación parten de nuestras acciones. Y parten también de como llevamos dichas acciones. No es solo obtener el resultado sino la forma de llegar a él

Donde quiera que vayamos transmitimos ejemplo de nuestros valores, nuestras prioridades. Transmitimos lo que significa respeto para nosotros en la forma que nos relacionamos con los demás. Transmitimos resiliencia en la forma en la que abordamos un problema y cuánto tiempo dejamos que afecte nuestras emociones.

Ser conscientes del ejemplo que proyectamos es un ejercicio clave de liderazgo y de trascendencia. Significa tomar la responsabilidad de mostrar nuestra mejor versión al mundo porque así queremos serlo, por nuestros valores, por nuestro compromiso con nosotros.

Si aspiramos a contribuir al mundo, tenemos que usar con valor el poder del ejemplo. Solo entonces recibiremos en pago los mejores frutos de la influencia positiva que ejerzamos.

Cadena de publicación 102/101

9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page